Blog de TI

Tendencias y mejores prácticas de la industria

Obtén mensualmente los últimos artículos de nuestro blog:

06 Jun Asegura tu información: ¿Respaldar de manera local o en la nube?

Tu información corporativa es la línea de vida de tu organización, es un activo intangible y de alto valor. Cuando las cosas se caen o dejan de funcionar se genera un estado de dolor y sufrimiento, es por eso que las copias de seguridad o respaldos de toda tu información son esenciales para la continuidad de tu operación.

El primer paso para generar una copia de seguridad consiste en seleccionar una solución de respaldo completa y confiable, y aprovisionarla en tu ambiente. Sin embargo, la decisión verdaderamente importante es definir en dónde realizar el respaldo. El software te brinda varias opciones para ubicar tus respaldos, en disco, nube o cinta.


¿Cuál es la mejor opción?
Puede ser un poco confuso ya que no existe en absoluto una mejor opción. Cada método cuenta con pros y contras:

  • El disco te brinda velocidad, pero se localiza en el mismo servidor, por lo que no te protegerá si el servidor falla.
  • El almacenamiento local te protege de fallos de un solo servidor, pero, ¿Qué hay acerca de las inundaciones, tormentas o incendios que pueden destruir un data center por completo?
  • La cinta se puede recuperar de un desastre, pero es lenta e incómoda.
  • La nube es una de las mejores opciones, sin embargo, la conexión a internet de tu empresa juega un rol clave.


La regla 3-2-1 de respaldo
El mejor método para proteger la valiosa información de tu organización es utilizar una combinación de dispositivos de almacenamiento, te sugerimos seguir la regla “3-2-1 de respaldo”:

3) Almacena tu información en tres ubicaciones diferentes: producción, respaldo local y respaldo externo.

2) Genera copias de seguridad en dos medios diferentes: en disco y nube son las más populares.

1) Coloca una copia de tu información fuera de tus instalaciones, utilizando respaldo en la nube o en cinta si la nube no te convence.

Con la regla 3-2-1 de respaldo, es posible restaurar archivos y sistemas individuales de una forma ágil desde tu almacenamiento local, y restaurar infraestructuras completas desde una copia de seguridad ubicada fuera de tus instalaciones para casos críticos como cortes de energía o desastres naturales.

Este enfoque te ayudará a diseñar un sistema de protección de datos más ágil y práctico, disminuyendo considerablemente los riesgos de sufrir una pérdida de información y ocasionar un freno en la operación de tu empresa.



Top